Luciano Masarelli (A), de buen partido, escapa a la marca de Eric Flor.
Luciano Masarelli (A), de buen partido, escapa a la marca de Eric Flor.
LIGA NACIONAL DE BÁSQUETBOL

Argentino jugó un partidazo y derrotó anoche a Quilmes, en Mar del Plata

En la reanudación del campeonato, el "Turco" se impuso 85 a 79 al "Cervecero"y siguió sumando guirnaldas al arbolito de sus hinchas.

Argentino puso todo en el último cuarto y se quedó con una memorable victoria como visitante ante Quilmes de Mar del Plata por 75 a 79, en la reanudación de la Liga Nacional "A" de básquetbol.
Buen comienzo del "Turco", corriendo y definiendo a espaldas de su adversario de turno (Luciano Massarelli, determinante). Pero no se pudo sostener en el tiempo y con una andanada de triples (4 consecutivos, 2 de Sansimoni, Ferreyra y Maciel), Quilmes le dio vuelta el partido.


Errores y horrores en el cierre del primer cuarto privaron a Argentino de ganarlo. La sacó barata con un 24 iguales, con cuatro puntos seguidos de Emiliano Basabe para el "Cervecero".
El segundo cuarto arrancó con Quilmes tomando dos y hasta tres rebotes ofensivos. Le costó tiempo a Argentino corregir la defensa y lo logró recién hacia el cierre del partido.
En los últimos tres minutos se vio la mejora del CAA, que pasó a ganar 43 a 39 con la mano caliente de John Millsap, quien llegó desde el banco de sustitutos.
Quilmes frenó el juego con un tiempo muerto computado y aprovechando un aventón de los vientos sureños que surcaron Mar del Plata igualó el juego en 35 a falta de un minuto y medio para el final del primer tiempo.


Y lógicamente, caballo que alcanza, ganar quiere. Fue 37-35 para el local.
En el tercer cuarto Argentino volvió a sufrir el síndrome del triple fácil: miró tirar, si el otro erraba, erraba. Pero fueron adentro. Entonces siempre corrió de atrás. Se esforzó, achicó y a su vez dilapidó todo de un plumazo. Y la volvió a sacar barata 65-62.
En cinco minutos brillantes del último cuarto Argentino remontó ocho puntos abajo haciéndose fuerte en defensa y aportando con John Millsap en la ofensiva. Igualó en 70 a falta de cuatro minutos. Y se puso 76-72 con la colaboración de Luciano Massarelli y más de su único extranjero en cancha.
Quilmes apretó, jugó interno y sacó por cinco personales a Massarelli que quedó descompensado en un cambio de cortinas.
Pero estaba en la cancha Diego Figueredo que jugó un partidazo y se hizo cargo del equipo.


Argentino cerró el partido de acuerdo a los manuales. Impecable. Todo lo que se había equivocado en el primer tiempo, lo tuvo de inteligente en el último cuarto.
Mañana juega contra Peñarol, desde las 21.30 y en el mismo escenario, sindo estos los demás encuentros de la jornada dominical: 20 hs., San Martín de Corrientes vs. BocaJrs.; a las 21, Estudiantes de Concordia vs. Olímpico de La Banda y San Lorenzo vs. Salta Basket, mientras que desde las 21.30, Regatas Corrientes recibe a La Unión de Formosa. Hoy sábado, desde las 21, Ferro Carril Oeste espera a Atenas de Córdoba.

COMENTARIOS