None
"B" METROPOLITANA

Las debilidades defensivas le volvieron a jugar una mala pasada a Sarmiento y perdió

Cayó en la visita a Colegiales por 3-1 y fue la séptima derrota seguida en tal condición. Agustín Acerbo puso en ventaja al "Verde". Pero el conjunto de Munro lo dio vuelta con goles de Gastón Díaz, Jonathan Torres y Javier Molina.

La preocupación volvió a Sarmiento. El equipo mostró debilidades defensivas que rápidamente se vieron reflejadas en goles en contra y, pese a comenzar en ventaja, tres minutos más tarde (cuando solo iban diez minutos de juego) ya estaba dos a uno abajo en el marcador. Después fue un conjunto que careció de ideas ofensivas y prácticamente no generó peligro en la etapa complementaria.
Un partido donde quedó claramente dividido un tiempo del otro. El primer período comenzó jugándose a mucho ritmo, de ida y vuelta, con distintas llegadas, sobre todo del local.
Colegiales le generó problemas a Sarmiento cada vez que atacó por afuera y también recurrió a los pelotazos cruzados. Tenía salida por los laterales, con Luque (por derecha) y Ledesma (por izquierda). Fueron totalmente desequilibrantes los volantes por afuera, Gastón Díaz (por derecha) y Diego Cisterna (por izquierda). A su vez, los dos delanteros, Javier Molina y Torres, se mostraron rápidos, fueron a todas y complicaron con su movilidad.
Más allá de los inconvenientes a la hora de defender, el conjunto juninense exhibió falta de variantes en el momento de atacar. Luciano Lo Bianco gravitó muy poco, salvo en la acción de la apertura del marcador, y solo Pasquinelli apareció con criterio para jugar y buscó darle claridad. Aunque al equipo le faltó un generador de fútbol y tampoco se utilizó como alternativa el remate de media distancia.

Sin ideas

El nivel del partido bajó notablemente en el segundo tiempo. Porque Colegiales aflojó el ritmo y a Sarmiento no se le caía una sola idea.
El técnico Mario Rizzi recurrió a los cambios y no hubo mejoría. Lo de Cardozo resultó intrascendente, Giampietri se equivocó en la mayoría de las entregas del balón y la salida de Núñez dejó al equipo sin una carta que parecía darle alguna esperanza en ataque.
Colegiales dispuso de las ocasiones para ampliar la ventaja a través de contar con espacios y finalmente Javier Molina concretó el tercer gol sobre el final tras una linda acción de Diego Cisterna.
Un traspié que dejó otra vez a Sarmiento en un mar de dudas y donde la falta de solidez pone un signo de interrogación sobre el futuro de este equipo.

COMENTARIOS