MÚSICA CLÁSICA

Oreste Lapadula recuerda a Horacio Azcárate, destacado pianista juninense

El concertista de piano, tras su fallecimiento, fue rememorado por el maestro Lapadula, quien lo conoció a través de otro grande de la música juninense, el maestro Nicolás Campasso, tío de Azcárate, a quien frecuentaba asiduamente en su juventud.

El maestro Oreste Lapadula, pianista reconocido de nuestra ciudad, recordó a Horacio Azcárate, uno de los concertistas de pianos más relevantes de nuestro país, nacido en Junín, fallecido el 30 de diciembre de 2014 en la ciudad de Buenos Aires
El deceso de Azcárate no fue muy difundido en nuestra ciudad, salvo por una participación de sus compañeros de promoción de la Escuela Normal, según explicó el profesor Lapadula.
“Lamentablemente la información llegó muy escueta, por una participación de sus compañeros. Ese fue el modo de enterarnos. Yo conocí a Azcárate a través de su tío, Nicolás Campasso, profesor de piano y quien enseñó a más de mil alumnos, de los cuales muchos siguen tocando en la actualidad, pero tal vez el que tuvo más trascendencia fue Horacio Azcárate”, rememoró.
“La hermana de Nicolás, Julia, estaba casada con Elías Azcárate, padre de Horacio. Seguramente desde muy chico fue inducido al estudio del piano, lo cual sumado a sus dotes naturales, resultó que fuera un pianista muy estudioso, muy abocado a su instrumento, que logró un desarrollo realmente llamativo”, explicó Lapadula.
“Yo lo conocí porque era el punto de referencia de todos los alumnos de Nicolás Campasso. Recuerdo, después de haber terminado la carrera de Profesor Superior de Piano, Solfeo y Teoría, seguir yendo a ver a su tío, prácticamente hasta su fallecimiento”, dijo.
“Y muchas veces Azcárate venía a Junín y se ponía a tocar el piano de cola, en casa de Campasso. Cuando me recibí de profesor, fui un año a estudiar con él, para perfeccionarme. No tenía una relación de amistad profunda, pero sí de reconocimiento mutuo”, apuntó.
Lapaluda relató que en mayo de 2014 lo llamó por teléfono, puesto que estaba por venir a tocar a Junín. “Me preguntó por los pianos del Teatro de la Ranchería y el del Club Social, en cuanto si estaban bien para tocar. Yo le respondí que sí, que ambos estaban bien y podían usarse, previa afinación, por supuesto. Finalmente tal actuación no se dio, no vino”, explicó.
“Azcárate fue un pianista solista excelente, en el Teatro Colón y también en reconocidos festivales de música clásica en el exterior. Abordaba obras realmente complejas, recuerdo muchas actuaciones aquí, principalmente la que se dio en una oportunidad, en el Club Los Indios, donde la interpretación fue realmente excelente”, apuntó.

COMENTARIOS