None
SEGURIDAD VIAL Y PATRIMONIO HISTÓRICO DE NUESTRA CIUDAD

La falta de mantenimiento reaviva el debate por las calles de empedrado

La polémica está cruzada por una pregunta: ¿Cómo resguardar la historia sin olvidarse de los conductores juninenses, especialmente aquellos que circulan en motos y ciclomotores?

Entre mitos urbanos y anécdotas, valorados e ignorados por igual, intactos o en ruinas, los empedrados de Junín permanecen en el centro de un debate que suma casi tantos años como preguntas.
La controversia alcanza a cuestiones de seguridad vial, durabilidad y costos.
Y si bien el Municipio ha comenzado a pavimentar algunos sectores de empedrado, como la zona de Primera Junta, lo cierto es que en algunas cuadras el deterioro es evidente y falta personal especializado para realizar el mantenimiento necesario en estas arterias, como ocurre en otras ciudades que también tienen calles de empedrado, como La Plata o Rosario.
Otro tema que cruza el debate por las calles de empedrado es cómo resguardar la historia sin olvidarse de los conductores juninenses, especialmente aquellos que circulan en motos y ciclomotores.
En la capital provincial, por ejemplo, las calzadas pavimentadas con adoquines están protegidas por una ordenanza municipal que las declara "patrimonio arquitectónico y cultural", lo que implica que no pueden ser reparadas con materiales ajenos al contexto original.

A favor y en contra

Entre las ventajas del empedrado se destacan la capacidad de absorción -facilita el drenaje del agua, aliviando los desagües-; la baja absorción térmica y rápido enfriamiento que contribuyen para contrarrestar las temperaturas veraniegas; la vida útil, que multiplica la de cualquier capa asfáltica e incluso hormigonado; el bajo costo de sus insumos -arena, granito, conchilla, eventualmente brea-; y la cualidad de inhibir el tránsito a velocidades excesivas.
Entre las desventajas, se cuentan los tiempos de reparación -sólo puede realizarse de manera artesanal, con mano de obra previamente capacitada- y las vibraciones que provoca en los autos, que pueden desgastar amortiguadores y carrocerías.
Los especialistas también apuntan que en el "debe" de las calzadas de piedra está su bajo coeficiente de roce en el frenado, especialmente en días de lluvia o de mucha humedad.
"En muchas ciudades del mundo, el adoquinado se utiliza para paseos o calles peatonales", dijeron.
En el Laboratorio de Pavimentos e Ingeniería Vial, centro de estudios platense que depende de la Facultad de Ingeniería, se sostiene que "el adoquinado es un valor patrimonial que hay que preservar, pero en zonas delimitadas".
Según el criterio de los profesionales de la Universidad Nacional de La Plata, los empedrados podrían utilizarse para flanquear las calles anchas, en la zona de estacionamiento: "Sería un buen recurso para combinar las necesidades técnicas en los lugares en que hace falta asfalto por la densidad del tránsito y se quiere preservar la estética tradicional".

Encuesta

En una encuesta publicada por este diario el 26 de mayo del año pasado, la mayoría de los votantes se expresó en favor del asfaltado de la calle Primera Junta y de tapar el adoquinado. El 59.74 por ciento respondió afirmativamente a la pregunta “¿Está de acuerdo con sacar el empedrado de las calles?”, mientras que el 40.26 por ciento contestó que “no”.
El anuncio de pavimentar la calle Primera Junta, incluidos los tramos donde hay adoquines, fue realizado por el Municipio por esos mismos días, en el contexto del mega plan de pavimentación y repavimentación de unas 150 cuadras, por un monto de 22 millones de pesos.
Consultado por Democracia en una edición anterior, Agustín Pinedo, secretario de Obras Públicas de la Municipalidad de Junín, defendió el proyecto y sostuvo que si bien el empedrado es “eterno”, las recurrentes obras realizadas en Primera Junta dañaron numerosos adoquines que son “imposibles de reparar”.
“Por más que queramos, es imposible reponer las calles con adoquines, primero, porque ya no hay presos que los fabriquen y, segundo, porque no hay mano de obra capacitada para realizar el trabajo”, afirmó.  

COMENTARIOS