None
JÓVENES Y NOCTURNIDAD

Proponen bajar la edad de ingreso a boliches a 16 años y extender el horario

Con una serie de iniciativas, buscan modificar leyes provinciales que regulan cuestiones sensibles como el acceso a discotecas, la entrada de los adolescentes y la presencia policial.

Bajar la edad mínima para ingresar a los boliches a 16 años, extender el horario de cierre de los locales hasta las 6.30, permitir la presencia policial en las discos y la implementación de un “sistema único de concurrentes” son las medidas presentadas por el secretario de Gobierno, Mauro Gorer, como una propuesta para solucionar algunos de los conflictos en la nocturnidad.
En diálogo con Democracia, Gorer dijo que las iniciativas son para modificar normas provinciales y quiere abrir el juego para un debate con distintos sectores antes de elevarlo como proyecto de ley.
- ¿Cómo surgen estas propuestas?
- Como sociedad merecemos un sinceramiento. Si no vivimos siempre estamos en una nebulosa donde hay un sector que vive o al margen de la ley porque hay gente que sigue ingresando a los boliches por connivencia con los mismos porteros o porque falsifican documentos. O peor aún, chicos de 16 años que no pueden ingresar a un boliche pero pueden estar en una plaza tomando alcohol o chicos que hacen fiestas en quintas donde cobran. Eso es un peligro mayor.
Hay que hacer una modificación normativa. Debemos empezar a discutir entre todos los actores sociales, los padres, instituciones intermedias, las entidades que puedan tener participación sin fines de lucro, bolicheros, los mismos jóvenes.
Si un chico de 16 años puede votar o contratar con autorización de sus padres o trabajar, ¿por qué no puede ingresar a un boliche? Como primer aspecto planteo bajar la edad y modificar la ley 14.150 para que los chicos a partir de los 16 puedan ingresar a los boliches. Este es el puntapié inicial. Atrás de eso hay un montón de medidas que de algún modo yo he propuesto y sometido a consideración.
- ¿Y qué pasa con los chicos menores de 18 que no pueden consumir alcohol?
- Está prohibido suministrar o vender. Lo que no está prohibido es el consumo. Entonces, hoy pasa que hay chicos de 16 y 17 años que no hace falta que entren a un boliche para tomar alcohol. Hay un estigma con el bolichero y la noche, donde pareciera que los chicos se emborrachan. Y la verdad que cuando uno ve cómo es el comportamiento en la noche hoy vemos que la mayoría de los chicos ingresan a las 3 o 4 de la mañana ya alcoholizados y se van a las 5. Seguramente consumen, y ese antes ¿dónde se da? En las previas, en las familias.
Después vemos si los identificamos con una pulsera a los menores o a los mayores para que exhiban y les puedan vender alcohol, o dividiendo las barras.
- ¿Por qué extender el horario?
- El horario está íntimamente relacionado. Hoy se corta a las 5.30. A esa hora no se van a dormir. Están en la calle, cometiendo infracciones, bebiendo en las plazas, se van a fiestas truchas. Cuando alguien sale a las 7 y le pega el Sol en verano lo primero que hace es irse a dormir. Uno se va cuando está cansado. Si se extiende el horario se hace que las salidas sean más paulatinas. Eso genera gente que no ande deambulando en la calle.
También es útil un registro de concurrentes a boliches, como “el AFA Plus” o “el veraz de los boliches”. Salió de los propios bolicheros, pero estaría bueno un sistema único donde se intercambie la información. Que se entregue tarjeta magnética en un boliche o comercios donde se inscriben, sale la foto, DNI, domicilio todo. Si hace un disturbio se lo asienta en un registro y al fin de semana siguiente se puede aplicar el derecho de admisión. Es una herramienta de prevención.
- ¿Cree que los controles actuales han fracasado?
- Sí, por ejemplo tenemos un corredor en Benito de Miguel donde salen 5 o 6 mil chicos todos a la misma hora alcoholizados y genera un caos enorme. No hace falta que se estén matando para decir que hay un caos. Pero sí genera conflictividad o riesgo latente porque hay chicos en estado de alcoholismo, diferentes clases sociales, problemas que se generan adentro que se terminan dirimiendo afuera. Me parece que tenemos que rever esa medida que es de la modificación de la ley 14.150, que es provincial y nos escapa a nosotros como poder ejecutivo y al municipio. Esto se padece en toda la Provincia de Buenos Aires y es hora de que discutamos en Junín.
- También proponen el ingreso de la policía a los boliches...
- Hay otras propuestas que tienen que ver la policía adicional, que pedimos que vuelvan a estar adentro. Hay una incongruencia, están cuando toca una banda para 800 personas pero no en boliches con cinco mil. Y suele pasar que dos chicos discuten en un boliche, los controladores los sacan y siguen ahí. Y en ocasiones saca a uno y el que está afuera se queda esperando al otro hasta las 5.30 y el conflicto se acrecienta, junta mas amigos. Hay una ley sobre policía adicional que hay que modificar, hay resoluciones que prohíben la policía adicional en los boliches pero debe ser tratado y debe incluírsela.
- ¿Qué ocurre con los chicos menores a los 16?
- Hay chicos de 14 y 15 años que también están dando vueltas en la calle. Proponemos que las previas se puedan extender hasta la 1 de la mañana. Es más que razonable que pueda estar con sus amigos en un boliche, obviamente sin el consumo de alcohol, y si están después de esa hora que sea notificado a sus padres. También es poner un marco de legalidad. Un chico de 13 a 15 años no puede andar a las 5 o 6 de la mañana en la calle. 

COMENTARIOS