Eduardo Sierra: “estamos en un sube y baja térmico, que hace al clima muy irregular”
AGUSTÍN ROCA

Eduardo Sierra: “estamos en un sube y baja térmico, que hace al clima muy irregular”

“Hubo cambios en el sistema climático global”, afirmó el especialista en clima y agro, en una charla realizada el 22 de agosto último en la vecina localidad.

El especialista en Agroclimatología, ingeniero agrónomo Eduardo Sierra, estuvo el 22 de agosto último en Agustín Roca, partido de Junín, en una charla organizada por una compañía de seguros.
En el Club Colonos Unidos de esa localidad, Sierra ofreció una interesante disertación sobre el clima y su incidencia en las producciones agrícolas.
En diálogo con Hernán Centoz, de FM tango, dijo: “Vamos a contarle a los productores como viene, en líneas generales, esta campaña. Campaña que está inscripta dentro de un escenario climático instalado hace cuatro o cinco años, que es muy irregular”.
“Si uno toma como referencia los años que van de 1975 al 2005, aproximadamente, vemos que en esos 30 años hubo un solo episodio de sequía grave (88-89), pero en los últimos años hubo dos sequías severas, que fueron las del 2008-2009, y 2011-2012. Es decir, cambió la estadística y esto se debe a que hubo cambios en el sistema climático global. Se ha calentado el océano Atlántico, generando irregularidad en la marcha del clima, porque empieza a generar circulaciones desde el Norte muy fuertes, con mucho calor, y de repente nos afecta una ola polar. Entonces estamos en este sube y baja térmico, que hace irregular al clima, y por ende al régimen de lluvia”, explicó.
“Pasamos de temporadas con lluvias sumamente intensas que inundan la provincia de Buenos Aires, como fue la primavera 2012, donde hubo 11 millones de hectáreas de la provincia de Buenos Aires, y de repente se interrumpe y vienen siete semanas secas, como ocurrió desde la Navidad de 2012 hasta mediados de febrero de 2013, que hizo perder 7 millones de toneladas de soja”, apuntó.

“Un ambiente que no perdona”

“Hay un régimen climático que es mucho más irregular y esto es lo primero que le cuento a la gente que viene a estas reuniones. Yo les digo, ‘miren, nos echaron del paraíso terrenal, estamos en un ambiente que no perdona. Van a tener que pensar bien lo que hacen, tomando una cobertura de seguro por fenómeno climático, incluso apelando a una cobertura de precios, porque la crisis económica mundial hace que los grandes importadores quieran bajar los precios”, advirtió.
“En este momento el peor peligro que atraviesa el agro argentino no es climático, sino Chicago, porque a EE.UU. no es que le vaya bien este año, sino que el gobierno norteamericano está tratando de tener una producción que baje los precios. Y lo pueden lograr. Esto hace que al productor argentino pueda perder la rentabilidad. Estamos en un escenario de riesgos, es lo primero que tenemos que contar”, aseguró.

Prevención

A pesar de estos vaivenes climáticos, para el ingeniero agrónomo Sierra, la presente es una campaña “relativamente buena, porque lo que está en marcha es un fenómeno tipo La Niña, muy suave, y por otro lado está el Atlántico generando humedad”.
“Se espera, en el conjunto de la campaña, hablando ya de la zona del núcleo sur Junín-Pergamino, lluvias superiores a lo normal, pero con un desarrollo muy irregular, por ahí llueve una semana muchos milímetros, con anegamiento, después pueden venir tres semanas sin lluvia y calor. Y el régimen térmico, lo mismo, se alternan períodos cálidos muy marcados, con repentinamente una irrupción de aire polar”.
“Este año apunta a ser bueno si toman las prevenciones del caso, porque si se descuida un poco puede ser irregular, y si se descuida mucho, puede ser malo”, advirtió.

Próximos meses

Eduardo Sierra manifestó que desde fines de agosto el tiempo viene seco y continuará así la mayor parte de septiembre. “Observamos entradas de viento norte con calor y después llegada de una masa de aire frío, es decir semana con ingreso de ola polar pero a la siguiente, la temperatura podía llegar a los 25 grados.
“Septiembre será igual, por lo menos hasta el comienzo de la primavera. En octubre es posible que haya lluvias bastantes abundantes pero muy irregulares, que van a seguir a lo largo de noviembre. Diciembre es probable que empiece húmedo y termine medio seco, enero y febrero de 2014 pueden ser meses un poco secos, y marzo y abril, bastante lluviosos y tormentosos”, adelantó.
En esta instancia, el especialista reflexionó que el clima puede significar lluvias y calor, pero quizá más de lo normal y mal repartido, que hasta puede resultar dañoso, porque de la inundación se puede pasar a la sequía y viceversa.
“Probablemente los próximos años van a seguir así “explicó-.La teoría que explica esta situación, dice que el Atlántico tiene 30 años fríos y regulares, 75-2005; y le siguen otros 30 irregulares, que pueden darse desde el 2005 hasta el 2035”.

COMENTARIOS