ELECCIONES PRIMARIAS

Diez preguntas y respuestas para entender qué se vota en la Argentina el 14 de agosto

Un sistema inédito, cuyas características y funcionamiento son aún desconocidos por buena parte de la población.

DEMOCRACIA elaboró una guía para aclarar, paso por paso, cómo serán las primarias abiertas, simultáneas y obligatorias que se realizarán el segundo domingo de agosto en todo el país.
Es la primera vez que se realiza una elección de este tipo y mucha gente no sabe qué se debe votar ese día ni cómo será el comicio.
Los argentinos estrenarán el 14 de agosto un nuevo sistema electoral: las elecciones internas, abiertas, obligatorias y simultáneas -también llamadas primarias-, a través de las cuales los ciudadanos podrán seleccionar los candidatos definitivos que las fuerzas políticas llevarán a los próximos comicios generales.
Como sistema inédito que es, pero también, según sostienen los especialistas, por su complejidad, sus características y su funcionamiento son aún desconocidos por buena parte de la población. Así lo indican diversas encuestas, que revelan cuáles son las principales dudas, las que intentan ser despejadas en esta suerte de “guía de las primarias”.

1) ¿Qué se elige en estos comicios?
Se eligen los candidatos que las agrupaciones electorales podrán llevar en las elecciones generales de octubre. Para eso, cada fuerza debe proponer, en esta instancia, sus listas de precandidatos para las diversas categorías de cargos que estarán en juego este año. Cada sector puede ofrecer más de una lista para una misma categoría, de modo que los ciudadanos pueden elegir la que les parezca mejor. Pero puede presentar también listas únicas en todas las categorías, u ofrecer dos o más alternativas para algunas categorías y una sola para otras.

2) ¿Qué candidaturas están en juego?
Las categorías de cargos -representadas cada una de ellas en una lista- que se cubrirán en las elecciones de este año son seis: 1) fórmula de presidente y vice de la Nación; 2) senadores nacionales por la Provincia; 3) diputados nacionales por la Provincia; 4) fórmula de gobernador y vice; 5) legisladores provinciales; y 6) intendente, que incluye en la misma nómina concejales y consejeros escolares.
El espíritu del sistema es que las fuerzas políticas diriman sus “internas” en estos comicios presentando más de una lista de prepostulantes para cada categoría y la gente pueda seleccionar entre ellas los candidatos definitivos. Pero en esta oportunidad todas las agrupaciones presentarán listas únicas para presidente y legisladores nacionales; y la gran mayoría ofrecerá también nóminas únicas para gobernador y legisladores provinciales. En cambio, varias fuerzas políticas -aunque no todas- presentarán dos o más listas para la definición de sus candidatos a intendente.

3) ¿Qué implican elecciones abiertas y simultáneas?

Estos comicios son abiertos porque los ciudadanos pueden votar en la interna de un partido político aunque no estén afiliados al mismo. Y son simultáneos porque las internas de todas las fuerzas se realizarán en la misma jornada, y en el mismo acto electoral.
Más aún, las boletas de todas agrupaciones políticas estarán ubicadas en un mismo y único cuarto oscuro para cada mesa de votación.

4) ¿Se puede votar en la interna de más de un partido?
Sí. Los votantes pueden elegir listas de candidatos de diferentes fuerzas para las distintas categorías en juego.

5) ¿Cómo puede, entonces, “armarse” un voto?
En la máxima diversidad posible, los ciudadanos pueden votar la nómina presidencial del Partido A; la lista de senadores nacionales del Partido B; la de diputados nacionales del Partido C; la de gobernador del Partido D; la de legisladores provinciales del Partido E; y la de intendente del Partido F.
Con ese fin, los partidos presentarán, como en las tradicionales elecciones generales, las listas de las seis categorías de cargos unidas en una sola boleta, aunque separando gráficamente cada una de ellas con líneas de puntos o rayas, por las que se podrán hacer los cortes para votar, si se quiere, listas de distintas fuerzas.
Por supuesto, el votante también puede elegir la boleta completa de una fuerza o combinar dos o más listas de un misma fuerza y las restantes de otras.
También se puede no votar ninguna lista de una o más categorías; y en ese caso se considerará que para esa o esas categorías el ciudadano votó en blanco. Por ejemplo, se puede introducir en el sobre una lista presidencial, otra de senadores nacionales, otra de gobernador y otra de intendente, pero ninguna de diputados nacionales ni legisladores provinciales.
En ese sentido, los votantes deben tener especial cuidado -como en las tradicionales elecciones generales- de introducir en el sobre una sola lista de cada categoría (por ejemplo, una sola nómina para presidente, una sola para gobernador, etc.), porque de lo contrario su voto será anulado en la categoría en la que haya superpuesto dos o más listas de diferentes fuerzas.

6) Algunas boletas pueden parecen iguales pero no lo son...
Una diferencia importante con las elecciones generales: como estos comicios son internos y hay realmente algunas “pujas”, una fuerza puede presentar dos o más boletas que repiten las listas de candidatos en varias categorías pero tienen listas con postulantes distintos en otras categorías. Esto ocurrirá principalmente en el tramo de intendente (que es el sexto y último de la boleta), donde varios partidos presentan dos o más precandidatos. Por eso, para seleccionar acertadamente todos postulantes que el votante quiere elegir, habrá que mirar la boleta con atención de punta a punta.

7) ¿Para quiénes son obligatorias estas elecciones?
Son obligatorias por partida doble. Para las fuerzas electorales, que deberán presentar todas sus listas en estos comicios, aunque tengan nóminas únicas en todas las categorías o en algunas de ellas. Y son obligatorias para todos los ciudadanos habilitados a sufragar en las elecciones generales, esto es, los que figuren en el padrón de la Provincia.
8) Sin son internas, ¿tiene sentido votar por una lista única de un partido?
Para los partidos sí lo tiene, y mucho. Ocurre que el sistema establece que la fuerza que en las primarias no obtenga para sus listas como mínimo un caudal de votos equivalente al 1,5% de los sufragios válidos emitidos, aún en el caso de listas únicas, no podrá presentar sus candidatos en las elecciones generales.
Así, de acuerdo a la cantidad de electores de cada jurisdicción y el nivel histórico de participación, un candidato a gobernador deberá obtener, estimativamente, unos 120 mil sufragios para poder presentarse en las elecciones generales. Un candidato a intendente de La Plata tendrá que conseguir como mínimo unos 6 mil votos. Y un candidato presidencial deberá sumar en todo el país unos 480 mil sufragios.

9) Requisitos para poder votar

Son los mismos de una elección general: figurar en los padrones y presentar DNI. Pueden votar también los extranjeros registrados en su respectivo padrón. Pero estos comicios mostrarán una particularidad: como ya fueron agregados a los padrones quienes habrán cumplido los 18 años para los comicios generales del 23 de octubre, en las internas del 14 agosto podrán votar jóvenes de 17 años que llegarán a la mayoría de edad entre esa fecha y el 23 de octubre.

10) ¿Cómo se organizarán los lugares de votación?
Como en las elecciones generales: con autoridades (presidente y suplente) designadas por la Justicia Electoral, y fiscales de los partidos políticos. Pero también en este aspecto habrá una novedad: ya no habrá mesas masculinas y femeninas, sino mixtas. Y esta unificación generará que a algunos ciudadanos se les asigne un lugar de votación distinto del habitual.
Por lo demás, una última novedad: las boletas se imprimirán en color y podrán tener emblemas partidarios y la foto de los principales candidatos.

COMENTARIOS