Malestar en los surtidores locales por el incremento de entre el 5% y el 6% en las naftas.
Malestar en los surtidores locales por el incremento de entre el 5% y el 6% en las naftas.
UN COSTO EXTRA QUE ELEVA EL PRECIO Y GENERA POLÉMICA

Tasa a los combustibles: se seguirá aplicando en las estaciones de Junín

Lo confirmó a Democracia Ariel Díaz, secretario de Hacienda municipal. Los fondos recaudados “se destinan a los servicios y gastos de mantenimiento, reparación y mejora del trazado urbano”, señaló. Estacioneros cuestionan que no tiene ninguna contraprestación.

Aunque fue creada en la anterior gestión, cuando un grupo de distritos massistas comenzaron a aplicar la tasa a los combustibles, situación que generó una airada polémica con los propietarios de estaciones de servicios, que denunciaron una “doble imposición”, la gestión del intendente Pablo Petrecca continuó con este gravamen, y ahora confirmó que seguirá vigente durante el año que viene.
En efecto, el secretario de Hacienda de la comuna local, Ariel Díaz, adelantó ayer en diálogo con Democracia que la tasa por trazado urbano (por su nombre técnico) será incluida en el presupuesto municipal del año que viene, por lo que seguirá rigiendo en los surtidores locales, pese al malestar de los usuarios.


“La tasa por trazado urbano va a seguir el año que viene, de hecho ya desde mediados del año pasado pudimos ordenar el tema de los contribuyentes, que son las estaciones de servicios, que venían con el amparo y desde septiembre del año pasado comenzaron a tributar la tasa”, explicó el funcionario petrequista.
Y precisó que los precios son “para el gasoil, 31 centavos por litro; 41 centavos para las naftas Premium y Súper; y 25 centavos para el gas natural comprimido” (ver gráfico). Estos son los valores vigentes para este año, que tendrán un incremento el año que viene, seguramente en línea con la inflación oficial proyectada para 2020.
“Esta tasa está muy arraigada en muchos municipios y fue incorporada en otros municipios que no la tenían, tanto en 2018 como en 2019, así que va a continuar en el próximo presupuesto”, afirmó Díaz.
“Todavía no sabemos los nuevos valores, como aún no sabemos el de ninguna tasa”, indicó.
“El destino de la tasa por trazado urbano es para atender todos los servicios y gastos que demande el mantenimiento, reparación y mejora del trazado urbano, ese es el destino que se le da a lo recaudado por esta tasa”, afirmó el contador.

Críticas
Sin embargo, la Federación de Empresarios de Combustibles de la República Argentina (Fecra) rechaza la aplicación de la tasa vial en el expendio de combustibles, situación que llevó a la entidad a iniciar acciones legales contra los distritos que la aplican.
En este sentido, Guillermo Lego, gerente de la confederación de las entidades del comercio de hidrocarburos y afines (Cecha), afirmó ayer en una entrevista con Democracia: “La entidad ha realizado varios reclamos judiciales, por una erogación que no tiene ninguna utilidad como contraprestación”.
Y agregó que esta tasa “perjudica al usuario, que paga algo que no tiene ninguna lógica, que es irrelevante, y también a los estacioneros, que tienen altos costos administrativos, por eso algunos municipios dejaron de cobrarla”.
"Estas cargas tributarias terminan impactando negativamente en los expendedores y en los clientes, que son el eslabón más delgado”, opinó Basilio Elisei, estacionero juninense, ya que no involucra una contraprestación de ninguna índole.
Y en diálogo con este diario agregó: “Ocurre que muchas empresas o particulares cargan combustible en ciudades vecinas, porque no hay uniformidad de precios”. Es esta línea, Lego sostuvo que hay estaciones situadas cerca del límite con otro distrito que no cobra la tasa y quedan en una posición desventajosa, ya que reciben menos afluencia de clientes.

Menos consumo
Lego también advirtió sobre la baja en el consumo de combustibles: “Ha disminuido entre un 5 y un 6 por ciento anual, y en el segmento de las Premium, la caída supera el 20 por ciento”.

COMENTARIOS