Tras un año complicado, el mercado inmobiliario exhibe las primeras señales de recuperación.
Tras un año complicado, el mercado inmobiliario exhibe las primeras señales de recuperación.
MERCADO INMOBILIARIO

La compraventa de inmuebles no repunta, pero aseguran que crecieron las consultas

“Apelamos a que el techo del dólar, sumado al control de la inflación y a los grandes rindes del sector agropecuario permitan pensar en una recuperación del sector”, afirmó el presidente del Colegio de Martilleros de Junín, Daniel Di Palma.

Daniel Di Palma, presidente del Colegio de Martilleros de Junín, afirmó ayer a Democracia que “si bien mercado se encuentra en un momento sumamente difícil, hay algunas señales de recuperación, como el aumento de las consultas” para posibles inversiones que reactiven el sector.
“Venimos de un año complicado por la devaluación y la inflación, y no hay que olvidarse que el mercado inmobiliario está dolarizado en un 99%, por lo que la variación del dólar suele generar un desfasaje, entre el valor del momento y el valor real del metro cuadrado de construcción, que tiene componentes en pesos y componentes en dólares”, señaló el profesional.
“Las obras se han frenado por la gran incertidumbre que hay pero también por las elevadas tasas de interés, que provocan que un montón de inversores hayan optado por quedarse en el sistema financiero; como siempre decimos, el sistema financiero conspiró contra el mercado inmobiliario”, afirmó.

Señales de recuperación
“Apelamos a que el techo del dólar, sumado al control de la inflación y a los grandes rindes del sector agropecuario permitan pensar en una recuperación del sector. Además, las propiedades vienen experimentando una baja del precio de entre el 10 y el 15 por ciento, como consecuencia del reacomodamiento de precios y del exceso de oferta y poca demanda”, dijo el martillero.

Las propiedades vienen experimentando una baja del precio de entre el 10 y el 15 por ciento, como consecuencia del reacomodamiento de precios y del exceso de oferta y poca demanda, afirmó Di Palma.

En este escenario, afirmó que “hay un nivel de consulta distinto, y esperamos que en los próximos meses haya un poco más de movilidad que en 2018, hay inversores que ven el mercado inmobiliario menos volátil que el financiero, sobre todo en un año electoral. El que ha apostado al mercado inmobiliario se ve beneficiado en un ciento por ciento, siempre; nada ha bajado en dólares en los últimos 40 años en el mercado inmobiliario”.

Segmentos
“Hay segmentos como la inversión en departamentos para estudiantes, ya sea para alquilar o porque algún padre prefiere comprar para su hijo que viene a estudiar a Junín, que es cabecera regional y es un centro sumamente atractivo en lo que respecta al mercado inmobiliario”, señaló.
“Con respecto a las propiedades más caras las operaciones de compraventa están demoradas, pero estamos viendo que se ha retomado la consulta”, afirmó.
Y agregó que el crédito hipotecario sigue frenado. “Los tomadores de créditos UVA han quedado muy mal posicionados, con altos crecimientos de las cuotas, hay casos que en 2017 sacaron 180.000 pesos y hoy deben 3,5 millones de pesos, que pagaban 7 mil pesos de cuota y hoy pagan 17 mil pesos”, lamentó.


Precios
Según manifestó el martillero a este diario, un departamento de 2 ambientes (con un dormitorio), sin garaje, en un radio más o menos cercano a la Universidad, como podría ser Barrio Belgrano o Primera Junta y 25 de Mayo, oscila entre los 45 y 80 mil dólares. Mientras que una casa familiar en el macro centro estriba entre los 70 mil y 150 mil dólares.
“La gente perdió capacidad de ahorro por la alta inflación y los salarios a la baja, un combo que desalienta el ahorro”, advirtió.
Y añadió que “el locador tiene la más baja rentabilidad de los últimos 40 años, mientras que al locatario nunca le costó tanto llegar a pagar el alquiler, debido a la pérdida del poder adquisitivo de los salarios, pero también por el aumento de los servicios y las tasas municipales”.
En cuanto a los precios de los alquileres, un departamento de dos ambientes se consigue por entre 6 y 8 mil pesos, mientras que una casa familiar (con dos o tres dormitorios y garage), entre 12 y 17 mil pesos.

En la Provincia
La compraventa de inmuebles en la provincia de Buenos Aires cayó en abril 44,9% en relación a igual mes de 2018, aunque registró una suba de 7,6% en la cantidad de operaciones respecto de marzo, informó hoy el Colegio de Escribanos bonaerense.
Según las estadísticas que elabora la entidad, durante abril se concretaron 6.424 operaciones inmobiliarias, lo que significó una disminución de 44,9% con respecto al mismo mes de 2018, en el que se habían registrado 11.658.
En relación a los montos totales, la diferencia muestra una disminución interanual de 27,9% ($ 14.300.547.511 en abril de 2019 y $ 19.827.521.366 en el mismo mes de 2018), con un alza de 30,9% en el valor del acto de compraventa promedio ($ 2.226.113 en abril de 2019 y $ 1.700.765 en abril del año anterior).
En la comparación de abril con marzo de este año, se observó un incremento de 7,6% en la cantidad de operaciones y 4,8% en los montos.
En torno a las hipotecas, en abril se contabilizaron 422, lo que representó una disminución de 3% con respecto a marzo de este año y una caída interanual de 90,9% con relación a abril de 2018.

COMENTARIOS