DAÑOS EN LOS CULTIVOS Y MUERTE DE ANIMALES

El granizo trajo preocupación al campo y estiman pérdidas de 200.000 Tn de trigo

Debido al clima y el déficit hídrico que sufrieron algunas áreas sembradas con el cereal, la proyección de rinde para la presente campaña se sitúa en 35 qq/ha, dos quintales menos que hace siete días. De hecho, en la zona núcleo, hoy vuelve a encenderse el alerta de tormentas.

Una fuerte granizada se registró el jueves a la mañana en varias ciudades de la pampa húmeda, afectando desde campos sembrados con trigo, cebada, maíz y hasta pasturas, por lo que se descuenta un importante daño a la producción.
Las adversidades del clima que arremetieron contra la zona núcleo los últimos días, ajustan la producción triguera en 200.000 toneladas. Algunas áreas de la Región aún presentan déficit hídrico, mientras en otras las heladas y el granizo provocaron importantes pérdidas y recortes de números.
Por ejemplo, en el partido de General Villegas, en la zona que va entre esa localidad y Bunge, entre otras, la piedra generó importantes daños en los cultivos sembrados y la muerte de animales.
La fuerte tormenta también arremetió contra las localidades de Diego de Alvear, San Gregorio, Iriarte, Germania, General Pinto, Alberdi y alrededores donde provocó pérdidas materiales y el fallecimiento de animales domésticos y silvestres.
Cayó un total de 30 milímetros de lluvias, hubo actividad eléctrica, vientos muy fuertes, pero lo que más impresionó fue la gran caída de granizo. Las localidades de Santa Eleodora, Piedritas y Emilio Bunge pertenecientes al partido de General Villegas, sufrieron la peor parte de los embates del viento, lluvia y granizo que dejaron marcadas secuelas.
Estos acontecimientos meteorológicos liquidaron las expectativas de alta producción de trigo de la campaña 2018/2019. De acuerdo con las estimaciones de la Bolsa de Comercio de Rosario, la proyección de rinde promedio de trigo para la región núcleo se sitúa ahora en 35 qq/ha dos quintales menos que hace 7 días y cada vez más lejos de los 44 qq/ha que dejó la campaña pasada.
De hecho, en la zona núcleo, hoy vuelve a encenderse el alerta de lluvias y tormentas con intensos fenómenos de granizo. La BCR alerta por el mal tiempo: “Un sistema frontal frío provocará precipitaciones de variada intensidad, con algunos eventos locales pero intensos. Luego, habría un fuerte descenso de la temperatura” señalan desde la entidad.

25 mil hectáreas
Según relataron productores de la región, la caída de granizo, de un tamaño importante, afectó a entre 20.000 y 25.000 hectáreas. "Afectó a muchos productores. A mí me llevó unas 600 hectáreas entre cebada, avena y raigrás", señaló Ángel Fenocchio, productor de Villegas. Fenocchio tenía toda esa superficie para producción forrajera, sin seguro contra este evento ya que no es para agricultura.
En la zona, hasta el año pasado los productores sufrieron las consecuencias de más de dos años con inundaciones. En su caso, este productor está justamente tratando de recuperar el campo.
"Había sembrado las pasturas luego de las inundaciones", describió el productor lamentando las pérdidas ocasionadas por el granizo.
En las últimas horas también granizó en Saladillo, 9 de Julio, Colón, Pergamino, entre otros lugares de la provincia de Buenos Aires, y en Diego de Alvear y localidades vecinas, en Santa Fe.
"Hay que esperar a que los caminos estén en condiciones para entrar a los campos (para evaluar daños). En algunos lugares llovió 30 mm en pocos minutos. En la ciudad de Colón se inundaron las calles por la gran intensidad de lluvias con granizo", contó Alberto Marchionni, productor del norte bonaerense.
Esta semana, además, la granizada fue fuerte en la zona de General Baldissera, en el sudeste cordobés. También cayó granizo en Canals. "Donde pasó hizo daño, a 5/6 kilómetros alrededor del pueblo", señaló Néstor Roulet, productor de Canals. "Fue del tamaño de un huevo", graficó Marcelo Louge, un productor que trabaja un campo allí.
"Cuando pasa algo así hay productores que quedan en el camino; hay lugares donde no quedó nada de trigo en el norte de Buenos Aires y sur de Santa Fe", agregó sobre lo ocurrido en esas zonas. Para Louge, "urge implementar el seguro multirriesgo como tienen todos los países agrícolas que, además, debe cubrir sequía e inundaciones".
Pearson también fue segada por el temporal de granizo. “Los borró”, dicen los técnicos de los cuadros trigueros. El granizo tuvo un gran impacto tanto en área como en intensidad. Manuel Ocampo, Alfonso, Socorro, y otras áreas entre Rojas y Colón también han sufrido la caída de granizo.
Luego de las lluvias del fin de semana, las condiciones más frías otorgarían estabilidad a las condiciones climáticas, lo que daría lugar al arranque de la siembra de soja. De igual manera, en la zona núcleo falta agua para comenzar la siembra en forma masiva.

“Hay casos con pérdidas totales”
En opinión de Esteban Copati, jefe de Estimaciones Agrícolas de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, según el estado del cultivo, el granizo puede generar distintos daños sobre el potencial del rendimiento. “Hay casos con pérdidas totales”.
"Parecen campos nevados del granizo que hay", dijo Copati sobre las imágenes que circularon del fenómeno en redes. "Esto genera pérdidas y en algunos casos se pierden importantes extensiones de área", agregó.
En el caso del trigo, la campaña viene complicada en algunos lugares. En los últimos meses, la falta de lluvias recortó los rindes potenciales en el sudeste de Córdoba. También se sumaron heladas tardías que afectaron a los cultivos.
A nivel país, la Bolsa de Comercio de Rosario, que en trigo esperaba una cosecha récord de 21 millones de toneladas, por la falta de lluvias en Córdoba y otras regiones, además de heladas y granizo, bajó su previsión a 19 millones de toneladas.
El granizo causó estragos esta semana sobre muchos campos y las consecuencias se vieron reflejadas en las imágenes que circularon en las redes: "El área del norte bonaerense fue golpeada con crudeza por fuertes tormentas que dejaron postales apocalípticas", comentaron desde la BCR.

A nivel nacional
Si bien la condición hídrica mejora a nivel nacional para el cultivo de maíz, las heladas tardías impactan en la condición de cultivo sobre el centro del país, fundamentalmente en lotes donde el ápice se encontraba emergiendo al momento de la misma (regiones Núcleo Sur, Norte de La Pampa y Oeste de Buenos Aires, San Luis y Entre Ríos).
En paralelo, se observa una mejora intersemanal en la condición de cultivo entre normal y excelente en la zona Núcleo Norte, la cual incrementó de 79,6% a 82,5%.
En cuanto a las reservas de humedad, el cambio más significativo respecto de la semana pasada se puede ver en la provincia de Santa Fe, zona que recibió las mayores precipitaciones.
Ahora, para alcanzar niveles óptimos de humedad del suelo en el sur de la región núcleo, durante los próximos 15 días, deberían registrarse acumulados de lluvia en el orden de los 20 a 40 mm. En Santa Fe deberían caer entre 80 a 100 mm, en Córdoba, 140 mm.
Los primeros lotes cosechados de trigo son un reflejo de la falta de humedad que sufrió el cereal durante etapas claves de crecimiento. Esto hace que hasta el momento el rinde promedio sea de 13,8 qq/ha, acumulando un volumen recolectado hasta el momento de 100 mil toneladas.
Ahora, las precipitaciones que se esperan, si bien no resuelven el importante deterioro de las reservas de humedad, comienzan a marcar una recuperación que puede encontrar soluciones de mayor peso durante el resto de octubre. Aunque hay que tener en cuenta que pueden llegar acompañadas de un fenómeno indeseado, el granizo.

COMENTARIOS