Muchos accidentados son adictos a las drogas.
Muchos accidentados son adictos a las drogas.
SEGÚN UN RELEVAMIENTO PROVINCIAL

Advierten que crece el consumo de droga entre los jóvenes de Junín y la Región

Cuando se dan casos de accidentes de tránsito, generalmente los fines de semana, los adictos son atendidos en Emergencia del Hospital Interzonal. Lo que más consumen son politóxicos, mezclan el alcohol con la cocaína o la marihuana.

Los jóvenes que consumen drogas son cada vez más y para la mayoría de ellos es relativamente fácil el acceso a los estupefacientes. Las consecuencias de esta problemática en materia de salud pueden ser graves y hasta mortales, advirtieron los especialistas.
De acuerdo a un relevamiento realizado por el ministerio de Desarrollo Social de la provincia de Buenos Aires, el 75% de los jóvenes bonaerenses de entre 15 y 29 años dijo conocer alguna persona que consume marihuana, cocaína o éxtasis, y el 74% admitió haber bebido alcohol alguna vez. Asimismo, los 2600 encuestados consignaron que “es fácil” conseguir distintas sustancias: el 74,7% hizo referencia a marihuana, mientras que el 58,8% a cocaína y el 51,3% a pasta base. En tanto, el 41,4% de los jóvenes sostuvo además que podría adquirir tranquilizantes sin indicación médica, y el 37,3%, drogas de diseño.
En bases a estas estadísticas, Democracia consultó a la jefa del servicio de Emergencias del Hospital Interzonal General de Agudos, doctora Romina Jourdane, como así también a las autoridades de otras instituciones de salud, que diariamente tratan esta problemática, que no accedieron a referirse a este tema por motivos internos.

En Emergencia
Según lo expuesto por la doctora Jourdane, los casos de adictos que llegan a Emergencias del Hospital Interzonal, sea porque han sufrido accidentes, de tránsito generalmente, o descomposturas (incluso en coma), han consumido politóxicos: alcohol con cocaína o marihuana.
Los jóvenes llegan para ser atendidos en este servicio pero salvada la urgencia, no se les hace un seguimiento, sino que son derivados al CPA (Centro de Prevención de Adicciones).
“Si bien el consumo de alcohol es alarmante, en la mayoría de los casos vemos que son consumos mixtos: alcohol con cocaína y marihuana. Eso es lo más frecuente”, afirmó la médica.
En cuanto si se habían dado casos de éxtasis, drogas de diseño, en Emergencias, la entrevistada respondió que no, que no había tenido pacientes con consumo de éxtasis, aunque sí benzodiacepinas, drogas que mezcladas con alcohol y o tomadas para bajar los efectos de la cocaína, son consumidas.
Tampoco hubo casos de paco, una droga destructiva que se da más en el Conurbano, pero por suerte no en Junín.

Casos de gravedad
“Hemos tenido intoxicaciones graves, pacientes que llegan en coma, inclusive hay pacientes que han ingresado con paro cardíaco, arritmia, sobre todo tras haber consumido cocaína, además el consumo de alcohol se da con deterioro del sensorio. Lo que agrava más aún la situación es que estos casos están relacionados con el manejo de vehículos a motor, entonces por ahí no vienen con la manifestación de la droga en sí, sino con traumas secundarios al uso irresponsable de las drogas, alcohol y el manejo de un vehículo”, explicó la doctora Jourdane.

Fines de semana
“Todos los fines de semana se dan este tipo de casos. Estimo que el 90 por ciento de los accidentes de tránsito que se producen esos días, están relacionados con el consumo patológico de alcohol y drogas”, afirmó la especialista.
“Generalmente cuando ingresan y se hace la evaluación clínica, se detecta el aliento etílico. Esto y todos los signos de intoxicación, tanto de alcohol como de drogas que son bastante típicos, quedan asentados en la historia clínica”, dijo.
Aclaró que esto se daba en los accidentes de tránsito de los fines de semana, viernes, sábados y madrugadas de domingos. “Se da en general, en los casos de las motos pero es así porque los accidentes de auto, si no llegan a mayores, quedan como colisión vehicular y no los trasladan al hospital. Durante los fines de semana, en la mayoría de los casos de accidentes, hay alcoholizados. Es muy alto el consumo de drogas en esos casos”, manifestó.
“Y no solo se dan a la noche o madrugada, sino también durante el día, los casos traumatizados, que han consumido drogas (alcohol-marihuana; alcohol-cocaína, alcohol y otras drogas), viniendo de días de consumo”, dijo.

El futuro
Respecto a estos casos y su futuro, la doctor Jourdane, explicó: “Hay gente que ya viene con un tratamiento, otros la familia pide, otros se niegan a hacer consultas. Uno trata en la guardia, cuando se de consumos patológicos, hacer un primer encuentro con Psicología, como para poder empezar y después se hace la derivación a CPA (Centro Prevención Adicciones). Es muy difícil el abordaje en guardia, porque uno se encarga de la parte clínica y el resto es de seguimiento diario. Esta es una guardia de Emergencias, no podemos hacer un seguimiento”, aclaró.

Relevamiento
El 26 de junio próximo es el Día Internacional de la Lucha contra el Uso Indebido y el Tráfico Ilícito de Drogas, según lo determinó la Asamblea General de Naciones Unidas.
De acuerdo a un relevamiento realizado por el ministerio de Desarrollo Social de la provincia de Buenos Aires, el 75% de los jóvenes bonaerenses de entre 15 y 29 años dijo conocer alguna persona que consume marihuana, cocaína o éxtasis, y el 74% admitió haber bebido alcohol alguna vez. Asimismo, los 2600 encuestados consignaron que “es fácil” conseguir distintas sustancias: el 74,7% hizo referencia a marihuana, mientras que el 58,8% a cocaína y el 51,3% a pasta base. En tanto, el 41,4% de los jóvenes sostuvo además que podría adquirir tranquilizantes sin indicación médica, y el 37,3%, drogas de diseño.
Con respecto al tabaco, el 40,4% de los jóvenes encuestados dijo haber fumado alguna vez, con mayor prevalencia de varones dentro de ese grupo (45,6% versus 35,1% para el caso de las mujeres).
No obstante, los datos de uso real de las drogas bajan los porcentajes: entre las sustancias que más consumen los jóvenes se destaca la marihuana (20,2%) y el alcohol junto con pastillas (7,7%). Asimismo, un 4,6% consume cocaína. Por su parte, solo un 2,9% declara haber consumido alguna vez drogas de diseño y un 2,2% pasta base.
En cuanto a los tranquilizantes, un 10,8% de los jóvenes alguna vez tomó, aunque en el 77,1% de los casos fue a raíz de una indicación médica.

“Curiosidad”
Otro dato que revela el informe es que el 23% de los encuestados alguna vez sintió curiosidad por probar marihuana, cocaína o éxtasis. Entre los varones, este porcentaje es significativamente más elevado que en el caso de las mujeres (32,2% y 13,6%, respectivamente). Por su parte, a medida que aumenta la edad se observa que crece la proporción de jóvenes que manifiesta haber tenido curiosidad por probar alguna de las mencionadas sustancias.
En tanto, todos los guarismos relevados sobre distintos consumos de sustancias psicoactivas presentan una leve diferencia por zona geográfica, dividida en el trabajo entre “interior y conurbano”. En cuanto al alcohol y el tabaco, hay un leve aumento de consumidores y acceso en el interior, mientras que en los casos de la pasta base, drogas de diseño y cocaína hay más prevalencia en el conurbano.
En cuanto a edad, hay un grupo más expuesto al consumo y al acceso de las distintas sustancias mencionadas, que abarca a los jóvenes de entre 20 a 24 años: el 34,7% de ellos tuvo la posibilidad de consumirlas; los jóvenes de 25 a 29 años lo hicieron en un 30,0% y aquellos de entre 15 a 19 años en un 29,1%.

COMENTARIOS