Cómo usar la calefacción y mantener la casa ventilada

Cómo usar la calefacción y mantener la casa ventilada

Ahora que se acerca el invierno a esas latitudes, nos gustaría darte unas cuantas ideas para mantener el calor dentro de tu casa y gastar lo menos posible en calefacción, pero sin dejar de ventilar los ambientes para evitar bacterias.

Este tipo de contaminación puede representar un riesgo para la salud, considerando que las personas permanecen más del 80% de su tiempo en ambientes interiores y alrededor del 60% de éste en sus hogares.

Una casa sana es un lugar templado, ventilado y a la que debe entrar algo de sol, el cual disminuye la cantidad de ácaros. Se recomienda como ideal que el aire del espacio no sea ni muy seco ni muy húmedo, es importante y por tal motivo se debe saber las virtudes y los defectos de los distintos sistemas de calefacción y estufas.

La ventilación es imprescindible pero con mucha precaución, para eliminar el aire viciado del interior. Se recomienda no hacerlo por mucho tiempo pero en tal caso repetirlo varias veces al día, produciendo recambio de aire, eliminando exceso de humedad, gases, y otras sustancias nocivas, como el dióxido de carbono proveniente de la respiración o los residuos generados por la combustión de los sistemas de calefacción.

Otros consejos son:

-Apagar la calefacción durante la noche o al menos bajarla varios grados. Por la mañana y antes de encenderla nuevamente abrí las ventanas alrededor de 10 minutos ( tiempo suficiente para renovar el aire y ventilar completamente el ambiente).

-Mantener la temperatura entre 18 y 22 °C y para dormir entre 15 y 17 °C. Tené presente que los niños y las personas mayores necesitan un poco más de calor.

COMENTARIOS