Imponentes desagües pluviales.
Imponentes desagües pluviales.
BARRIOS BICENTENARIO, MAYOR LÓPEZ, CAPILLA DE LORETO, SAN JUAN Y NORTE.

La mega obra de desagües pluviales lleva realizado un 17 por ciento de los trabajos

Entre 30 y 40 personas están trabajando. La mitad de ellos son de Junín y el resto de Pergamino, pertenecientes a la empresa constructora Betón, de donde es la misma.

La empresa constructora Betón, de Pergamino, es la encargada de hacer la mega obra de desagües pluviales . Comenzó a trabajar el 31 de mayo del corriente año. Se estima que le llevará dos años terminarla y el valor de la misma es de 177 millones de pesos.
“Es la obra más importante que tiene Junín en los últimos 50 años”, asegura el ingeniero civil especializado en Hidráulica, Martín Puricelli.
El mismo es inspector de obra, está a cargo de controlar el desarrollo de los trabajos por orden del Municipio de Junín.
Al ser consultado por Democracia dijo que esta obra sanea todo lo que está comprendido entre Félix de Azara , Ruta 188, avenida República y Circunvalación. Se estima que beneficiará a cinco barrios de la ciudad: Barrios Bicentenario, Mayor López, Capilla de Loreto, San Juan y Norte.
“Toda esa área termina desaguando lo que es el agua de lluvia por los conductos que estamos haciendo hacia lo que es la laguna El Carpincho. El avance de obra, en este momento, es del 17 por ciento”, afirmó.
“La obra comenzó hace cinco meses y medio, aproximadamente. Viene avanzando normalmente, venimos bien. La obra en sí misma no está funcionando en lo que es el servicio pluvial porque la vamos a ir conectando de a poco. Entendemos que dentro de un mes o un mes y medio, ya va a empezar a funcionar todo lo que es Félix de Azara y avenida de Circunvalación. A medida que la vamos construyendo, ponemos en funcionamiento”, dijo.

Funcionamiento
Afirmó que esta mega obra, es por cierto muy grande. “Técnicamente, en cuanto a funcionamiento, se divide en dos partes: por un lado tenés los caños que son los ramales principales, que toman toda el agua llovida de la zona y la conducen hasta la laguna El Carpincho. Lo segundo de la obra, los sumideros, con las acometidas, que lo que hace es meterse en esos conductos centrales y hacer que el agua pase de la calle a los conductos”, explicó.
“Para tener una idea de lo grande que es, vale decir que estamos escavando nada más que para conductos unos 36 mil metros cúbicos; para canal se va a escavar 110 mil metros cúbicos y de hormigón se está echando casi 10.000 metros cúbicos (un camión lleva entre 4 y 6 metros cúbicos). Con lo cual, siempre aparecen detalles de obra pero no hemos tenido ningún tipo de inconveniente, en nada, viene bien en ese sentido”, dijo.

El Carpincho
Teniendo en cuenta que los desagües pluviales van a ir a la Laguna El Carpincho, se le preguntó a Puricelli si no corría riesgo de inundación la zona de Laguna El Carpincho, como ocurrió varios años atrás.
El ingeniero Puricelli respondió que no. “Lo que hacemos es toda una serie de conductos dentro de la ciudad, el más grande tiene 4,80 metros por 1,40 m, llevan toda el agua hacia Circunvalación. De ahí se sale con un canal, de 2.600 metros de largo, hasta una de las cañadas que desemboca en la laguna El Carpincho”, dijo.
“Para que el nivel de la laguna El Carpincho pueda afectar a la obra, tiene que crecer mucho la laguna, avanzar sobre toda la cañada, sobre todo ese canal de 2.600 metros, que tiene una buena caída. Incluso con la laguna alta esto va a funcionar porque está lo suficientemente lejos y bajo como para que no nos afecte”, afirmó.

Mano de obra y maquinarias
Según lo expuesto por el ingeniero Puricelli, actualmente están trabajando alrededor de 30 a 40 personas.
La mano de obra es de Junín y Pergamino. La mitad son locales y el resto, de Pergamino,, que son los que pertenecen a la empresa. “El director de obra, por ejemplo, y quienes manejan las máquinas son de Pergamino. Las máquinas son muy caras (la más barata y chiquita vale de 100 mil dólares y las que están usando valen 300 mil dólares) esto quiere decir que quienes las manejan son capacitados empleados de la empresa. En estos momentos están trabajando dos retroexcavadoras, una bomba de cemento, dos camiones volcadores y una pala frontal. Todos son nuevos. Hay dos camiones hormigoneros, que no son nuevos pero están en muy buen estado. El equipo que hay en obra es importante, más de la mitad es totalmente nuevo”, dijo.
Explicó que la empresa constructora tiene que presentar muy buen equipo de maquinarias porque eso es lo que les garantizaba que ellos pueden cumplir con los cronogramas de la obra. “Si tienen un equipo malo, que cada dos por tres se rompe, no van a llegar con la obra, y en ese sentido somos bastante estrictos”, aseguró el entrevistado.

Controles
El control regular de calidad de los materiales utilizados está a cargo de la UNNOBA. Cabe acotar que dichos materiales son proporcionados por la empresa constructora Betón, según dijo el ingeniero consultado.
“Regularmente también viene un inspector de Nación a controlar el avance de obra, puesto que los fondos se originan en la Subsecretaría de Recursos Hídricos de la Nación, por lo cual hay un inspector que controla varias obras de Nación. Observa que el avance sea el apropiado, por otra parte, el Municipio le tiene que presentar un informe mensual sobre lo que se hizo y lo que no se hizo, por qué, etc.”, afirmó.

COMENTARIOS