None
MENSAJE DE SANACIÓN

Fe y esperanza en la misa del padre René Cari, realizada frente a Cristo Redentor

Cientos de fieles participaron del encuentro religioso que tuvo lugar ayer en la plaza Manuel Belgrano, frente a la Iglesia ubicada en Vuelta de Obligado y Quintana, de la ciudad de Junín.

El padre René Cari emocionó a los fieles con su mensaje de sanación y liberación en la misa realizada ayer en la plaza Manuel Belgrano, ubicada frente a la Iglesia Cristo Redentor, en un populoso sector de la ciudad de Junín.
Se estima que unas 300 personas se acercaron a escuchar su mensaje de amor y fe, muchos con la esperanza de ser alcanzados por la sanación.
En la plaza, se montaron varias filas de bancos, donde se ubicaron los fieles, pero hubo mucha gente que se aproximó a la misa, para escuchar y ver lo que estaba pasando, como se iban dando los testimonios, como el de Gisella Barreto, ex modelo y actriz, que explicó qué la llevó a abrazar la fe cristiana y ser devota de la virgen María.
Se dice que el padre René Cari es un hombre que muchos quieren ver y escuchar, que es un sacerdote de origen jujeño, de carácter humilde y afectuoso. Por lo pronto, si uno quiere escucharlo puede ir a Lobos, donde está su iglesia y hace misas de liberación dos veces a la semana. Allí cientos de fieles concurren, muchos con problemas de salud.
En Junín pasó lo mismo, muchas personas fueron a verlo para pedir por su intermedio, que Dios aliviara sus males. La misa se hizo frente a la Iglesia situada en Vuelta de Obligado y Quintana, en el centro de uno de los sectores más populares de la ciudad, enmarcada por los barrios Ferroviario, UOCRA, Canillita y Fonavi.
Allí René Cari bendijo a toda la concurrencia y a cada uno, en particular, cuando así lo quería la persona. Fue gente de Junín y la zona, todos querían una palabra de aliento y varios, una sanación o la fuerza para enfrentar la enfermedad.
Junto al padre René estuvo la exmodelo y exvedette Gisela Barreto, hoy volcada de lleno a la religión, para brindar testimonio de su acercamiento a la palabra de Dios y de los frutos que ello provocó en su vida.

Antecedentes

Al parecer, el nombrado cura se dedica a hacer liberaciones desde hace unos 25 años, cuando finalizaba el seminario. Quien lo introdujo en esa práctica fue el sacerdote Jorge Hetze, actualmente radicado en Campeche, México, donde fundó el apostolado del Inmaculado Corazón de María, un instituto donde ayudan a contrarrestar los efectos de la superstición, de las sectas y la brujería mediante oraciones de liberación y exorcismos.
Al igual que Hetze, el padre René es un fiel seguidor de Pío de Pietrelcina, canonizado en 2002 y famoso por sus dones de curación. En Roma conoció a un discípulo directo de San Pío. “Me agarró de la cabeza y me apoyó sobre su pecho. Lo sentí como una bendición”, recuerda.

COMENTARIOS