Trump exige un alto el fuego contra Turquía
EE.UU.

Trump exige un alto el fuego contra Turquía

Acorralado por las críticas de republicanos y demócratas, el presidente estadounidense Donald Trump aprobó la imposición de sanciones -simbólicas de momento- a Turquía en respuesta a sus acciones “desestabilizadoras” en el norte de Siria.
La operación lanzada por Ankara es un peligro para la seguridad nacional y los avances logrados en la lucha contra el Estado Islámico, afirma el comunicado oficial.
El asesor de seguridad nacional estadounidense viajó a Turquía ayer, en el marco de una delegación de emergencia que busca persuadir a Ankara de que frene una ofensiva en el norte de Siria que obligó a Washington a aprobar una abrupta retirada.
Robert O’Brien, que lleva un mes como asesor de seguridad nacional, tenía previsto reunirse con el ministro de Relaciones Exteriores turco, Mevlut Cavusoglu, antes de las conversaciones que mantendrán al día siguiente el vicepresidente, Mike Pence, y el presidente turco Tayyip Erdogan.
El gobierno de Trump está intentando contener las consecuencias de la decisión de Erdogan de enviar tropas la semana pasada para atacar a las milicias kurdas en Siria, aliadas de Washington hasta la fecha. Erdogan reiteró su insistencia en que no habrá una tregua.
El asalto turco, lanzado tras una conversación telefónica entre Erdogan y Trump, obligó a Washington a abandonar la estrategia que tenía en vigor desde hacía cinco años y a retirar a sus fuerzas del norte de Siria. Las fuerzas gubernamentales sirias, respaldadas por adversarios de Estados Unidos como Rusia e Irán, avanzaron rápidamente sobre territorio otrora patrullado por tropas estadounidenses.
El asalto turco provocó la huida de decenas de miles de civiles, generó dudas sobre el destino de miles de combatientes de Estado Islámico en cárceles kurdas e irritó a algunos correligionarios republicanos de Trump, que le acusaron de abandonar a sus aliados leales.

COMENTARIOS