Irán anunció la detención de  supuestos espías de la CIA
MEDIO ORIENTE. FUE DESMENTIDO POR DONALD TRUMP

Irán anunció la detención de supuestos espías de la CIA

El presidente estadounidense atribuyó el anuncio a la “desesperación” de Teherán frente a las sanciones económicas.

Irán anunció ayer el desmantelamiento de una red de espionaje de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) norteamericana que operaba en ese país y la detención de 17 personas presuntamente involucradas, lo que fue poco después desmentido por el presidente Donald Trump.
La Dirección General de Contrainteligencia iraní explicó en un comunicado que estas 17 personas fueron detenidas a lo largo del año pasado y que algunas ya fueron juzgadas y condenadas a muerte o a largas penas de prisión.
“Los espías identificados estaban trabajando en centros sensibles del sector privado en materia nuclear, económica, militar, de ciberseguridad e infraestructuras donde se encargaban de recabar información clasificada”, detalló.
Desde Washington, el presidente estadounidense desmintió que Irán haya detenido a personas que trabajaban para la CIA. “La información sobre la captura de Irán de espías de la CIA es totalmente falsa. No tiene nada de verdad. Solo más mentiras y propaganda (como su dron derribado) divulgada por un régimen religioso que está fallando y no sabe qué hacer”, escribió en su cuenta de Twitter.
Según la versión que difundió Teherán, la CIA reclutó a los ciudadanos iraníes que fueron detenidos a través de internet, con la emisión o renovación de visados, en eventos científicos celebrados en el extranjero o contratando directamente a especialistas iraníes. El mes pasado, el Ministerio de Inteligencia iraní había asegurado que había conseguido penetrar en el sistema de ciberseguridad de Estados Unidos, usado por la CIA para comunicarse con sus agentes. Algunos de los detenidos, que, según el responsable de contrainteligencia, “interactuaron con plena honestidad con la Inteligencia (iraní) y se aprobó su arrepentimiento”, fueron utilizados para conseguir información de Estados Unidos.

EE.UU. pide apoyo
Tras los recientes incidentes en el Estrecho de Ormuz, la Casa Blanca solicitó a sus socios internacionales que colaboren en una misión militar conjunta, bautizada Operación Centinela, destinada a proteger el tránsito de petroleros comerciales por la boca del Golfo Pérsico. El Pentágono pretende sumar a sus socios en Europa, Asia y Medio Oriente en este esfuerzo naval. El trascendido se produjo poco después de que, el viernes pasado, los Guardianes de la Revolución de Irán incautaron el buque petrolero comercial británico Stena Impero “por ignorar las normas y reglamentos marítimos internacionales al atravesar el Estrecho de Ormuz”. El buque sigue retenido en el puerto de Bandar Abbas (sur del país) y la tensión con Gran Bretaña y sus aliados va en aumento.

COMENTARIOS