Macron conmemoró el tercer aniversario del atentado contra Charlie Hebdo
FRANCIA

Macron conmemoró el tercer aniversario del atentado contra Charlie Hebdo

El homenaje se limitó a la lectura de los nombres de las víctimas; estuvo presente el presidente francés, pero no pronunció ningún discurso.

El presidente francés, Emmanuel Macron, conmemoró este domingo el tercer aniversario de los atentados yihadistas contra la revista satírica Charlie Hebdo y el supermercado judío, Hyper Cacher en París.
Macron, que estuvo acompañado por la alcaldesa parisina, Anne Hidalgo, en las tres ceremonias sucesivas organizadas en recuerdo de las víctimas, no pronunció ningún discurso para cumplir con la voluntad de las familias, que habían querido que primara la sobriedad.
Junto con su mujer Brigitte, miembros de su gabinete y el ex primer ministro Manuel Valls, el mandatario se desplazó en primer lugar hasta la antigua sede parisina de la revista donde poco después de las 11 hora local se guardó un minuto de silencio después de colocar unas coronas de flores junto a una placa conmemorativa.
El 7 de enero de 2015 los hermanos Said y Cherif Kouachi irrumpieron armados en la redacción del semanario, que ya tenía protección policial para su entonces director por las repetidas amenazas que recibía, en particular por las caricaturas del profeta Mahoma, y asesinaron a 12 personas, además de dejar varios heridos.
El último de los muertos fue un policía con el que se encontraron cuando huían por la calle, Ahmed Merabet, que también fue objeto de un acto específico de recuerdo en el lugar donde fue acribillado, en el bulevar Richard Lenoir.
La comitiva se trasladó a continuación hasta la Puerta de Vincennes, en el extremo este de París, donde se encuentra el Hyper Cacher que el 9 de enero de 2015 fue atacado, mientras los hermanos Kouachi se habían pertrechado a unos 40 kilómetros de la capital en una nave industrial donde serían abatidos por las fuerzas del orden que los tenían rodeados.
El yihadista Amedy Coulibaly fue abatido igualmente en el supermercado judío después de haber asesinado en su interior a cuatro personas. El día anterior, Coulibaly había matado a una agente de policía que estaba regulando el tráfico en la ciudad de Montrouge, al sur de París.

COMENTARIOS